Viernes, 02 de enero de 2009

1. Leemos en Apocalipsis 14:15 “Miré, y he aquí una nube blanca; y sobre la nube uno sentado semejante al Hijo del Hombre, que tenía en la cabeza una corona de oro, y en la mano una hoz aguda. 15Y del templo salió otro ángel, clamando a gran voz al que estaba sentado sobre la nube: Mete tu hoz, y siega; porque la hora de segar ha llegado, pues la mies de la tierra está madura. 16Y el que estaba sentado sobre la nube metió su hoz en la tierra, y la tierra fue segada. 17Salió otro ángel del templo que está en el cielo, teniendo también una hoz aguda. 18Y salió del altar otro ángel, que tenía poder sobre el fuego, y llamó a gran voz al que tenía la hoz aguda, diciendo: Mete tu hoz aguda, y vendimia los racimos de la tierra, porque sus uvas están maduras. 19Y el ángel arrojó su hoz en la tierra, y vendimió la viña de la tierra, y echó las uvas en el gran lagar de la ira de Dios. 20Y fue pisado el lagar fuera de la ciudad, y del lagar salió sangre hasta los frenos de los caballos, por mil seiscientos estadios.

2. La escena de la “nube blanca” señala a Daniel 7:13,14 donde el profeta contempla la venida del Mesías a la tierra. El Señor Jesús en Mateo 24:30 y Mateo 26:64 también profetizó para esa Su generación, Su venida en términos similares o relacionados con una nube que es símbolo de Su presencia y de juicio.

3. Juan vio sentado sobre una nube el Hijo del Hombre que es un término con relación a la tierra. Como Hijo de Hombre tenía una corona de oro en su cabeza y en su mano una hoz aguda. Una corona de oro es símbolo de victoria y una hoz aguda es símbolo de juicio.

4. Del templo celestial, Salió el primer ángel que le anunció al Hijo del Hombre que metiera la hoz y segara; porque la hora de segar había llegado, pues la mies de la tierra ya estaba madura.

5. La consumación del juicio de Dios sobre los habitantes del territorio estaba a punto de ejecutarse por medio de la hoz segando. No puede haber hoz donde no hay nada que segar y no hay nada que segar si no hay mies madura. Esto fue lo que Jesús le dijo a sus discípulos en Juan 4:35 “¿No decís vosotros: Aún faltan cuatro meses para que llegue la siega? He aquí os digo: Alzad vuestros ojos y mirad los campos, porque ya están blancos para la siega”.

6. ¿Qué hizo el que estaba sentado sobre la nube? Metió la hoz en la tierra, y la tierra (territorio) fue segado. El borrador original de esta vendimia lo encontramos en la parábola del trigo y la cizaña en Mateo 13:30 “Dejad crecer juntamente lo uno y lo otro hasta la siega; y al tiempo de la siega yo diré a los segadores: Recoged primero la cizaña, y atadla en manojos para quemarla; pero recoged el trigo en mi granero”.

7. La cosecha del trigo de Mateo 13:10 es la vendimia de Apocalipsis 14:18. La cosecha corresponde a la siega del trigo para ir al granero, e indica el cumplimiento de Mateo 24:31-34 donde dice “Y enviará sus ángeles con gran voz de trompeta, y juntarán a sus escogidos, de los cuatro vientos, desde un extremo del cielo hasta el otro. 32De la higuera aprended la parábola: Cuando ya su rama está tierna, y brotan las hojas, sabéis que el verano está cerca. 33Así también vosotros, cuando veáis todas estas cosas, conoced que está cerca, a las puertas. 34De cierto os digo, que no pasará esta generación hasta que todo esto acontezca”. Fíjate, que la vendimia se daría antes de que pasara aquella generación contemporánea de Jesús y los apóstoles e iglesias del primer siglo. Una cosecha que debía tener lugar antes de que pasara aquella generación.

8. La destrucción de la cizaña corresponde a la vendimia de la tierra o del territorio de Jerusalén y de Judea en el primer siglo. La vendimia es de naturaleza estrictamente destructiva. No es vendimia para salvación sino para destrucción de cizañas.

9. La función del primer ángel de la vendimia fue anunciar al de la nube blanca que el tiempo de la vendimia había llegado. El de la nube metió su hoz y la tierra fue segada, Apocalipsis 14:16. Pero en el V:17 salió otro ángel del templo que tenía también una hoz aguda. El hecho de que en este escenario ya hay dos hoces agudas, indica la severidad del juicio, la acentuación de la destrucción. La función del segundo ángel era exhibir el instrumento de la hoz aguda para ejecutar el juicio final.

10. Ahora en el V:18 vemos saliendo del altar del templo al tercer ángel que tenía poder sobre el fuego y llamando al segundo ángel le dijo: “Mete tu hoz aguda, y vendimia los racimos de la tierra, porque sus uvas están maduras”. El fuego es símbolo de juicio a punto de ocurrir. ¿Qué tenemos hasta ahora? Tenemos que la función del primer ángel fue anunciar, la del segundo fue exhibir para ejecutar y la del tercero notificar el juicio.

11. La ejecución era inminente, por eso el tercer ángel “llamó a gran voz” al segundo ángel, para que ejecutara el juicio sobre los habitantes de la tierra o del territorio de Judea.

12. El hecho de meter la hoz aguda al territorio de Judea era para vendimia (o destrucción) de la cizaña y la siega de la tierra era para salvación del trigo. La cizaña fueron los vasos de ira para destrucción y el trigo fueron los vasos de misericordia para salvación o gloria (Romanos 9:22,23).

13. El Hijo del Hombre en la parábola del trigo y la cizaña es el segador, pero los agentes de la vendimia de la vid fueron los tres ángeles de Apocalipsis 14:14-10.

14. La vendimia de la tierra fue Israel, el Salmo 80:8 dice “Hiciste venir una vid de Egipto; Echaste las naciones, y la plantaste”. La expresión de Juan en Apocalipsis 14:15 “…la mies de la tierra está madura” fue un indicador que Israel como nación estaba maduro, al tope para el juicio o la vendimia.

15. El V:19 dice que “el ángel arrojó su hoz en la tierra, y vendimió la viña de la tierra, y echó las uvas en el gran lagar de la ira de Dios”, La imagen descriptiva de la viña procede de Isaías 63:1-6 donde el profeta pregunta ¿Quién es este con vestidos rojos? ¿Por qué es rojo tu vestido, y tus ropas como del que ha pisado en lagar? Los pise con mi ira, los hollé con mi furor, y su sangre salpicó mis vestidos, y manché todas mis ropas. Porque el día de la venganza está en mi corazón, y el año de mis redimidos ha llegado.

16. Fíjate, que en Apocalipsis 14:19 que el segundo ángel comisionado para destruir no recoge los racimos, sino que corta la viña misma, y la arroja entera “en el gran lagar de la ira de Dios”. Un lagar era el sitio donde la uva era echada para ser exprimida con los pies. El sustantivo “lagar” representó el contenido, es decir, las uvas que fueron pisadas en el primer siglo.

17. La figura del lagar es una descripción del juicio de Dios. Ahora, el lagar es pisado fuera de la ciudad. La expresión “Fuera de la ciudad” denota a la ciudad de Jerusalén del año 70 d.C. Según, Hebreos 13:11-13 fuera de la puerta de la ciudad de Jerusalén, se quemaba la ofrenda por el pecado y se ejecutaba al criminal, siendo maldito como le ocurrió a Jesús.

18. Fuera de la ciudad estaba el juicio, el pisar del lagar. El gran lagar de la ira de Dios fue la batalla de Armagedón que se dio fuera de la ciudad de Jerusalén (Apocalipsis 16:12-16), batalla ubicada en el valle de Josafat (Joel 3:9-16) en el área del valle del Cedrón (Zacarías 14:4). Todas las legiones del imperio romano fueron reunidas para subir en contra de Jerusalén y destruirla en el 70.

19. Ya estaba profetizado en Malaquías 4:1 que vendría el día ardiente de Jehová como un horno. Cuando la sangre sale del lagar, el torrente es tan grande, que es como un río desbordado, que alcanza hasta los frenos de los caballos guerreros, y hasta una distancia de 1600 estadios que equivalen a 320 kilómetros de distancia.

20. Con el pisar del lagar se acabó la paciencia de Dios para salvación y ya estaba cumplida la consumación de la ira de Dios. El Mesías vino en el juicio del 70 y cumplió sus promesas y profecías y dijo que no pasará esa generación hasta que todo eso aconteciera y aconteció en el año 70 d.C. 

21. Entonces, fue un pueblo el que fue pisado en la furia de la ira de Dios. Fue Israel la vendimia. Esa nación del primer siglo fue la ira de Dios. Fue Israel la guerra del exterminio. Nunca hubo un pueblo que viviera semejante juicio de Dios.

22. Flavio Josefo el historiador judío con credenciales romanas para escribir la historia del Israel del primer siglo dijo que jamás se había visto un mar de sangre, una terrible carnicería bajo el exterminio a Israel aplicado en sucesión por Nerón, Vespasiano y Tito. Lo de Israel supera todo lo registrado en los anales de las guerras.

23. Jerusalén y sus hijos dentro de ella, fueron pisados en el gran lagar de la ira de Dios. Allí fue donde se cumplieron las palabras del profeta Jeremías “Como lagar ha hollado el Señor a la virgen Hijo de Judá”. Desde un extremo al otro de la Palestina del primer siglo, estaba todo inundado de sangre judía, el Señor Jesús ya se lo había profetizado a los escribas y fariseos en Mateo 23:35 “para que venga sobre vosotros toda la sangre justa que se ha derramado sobre la tierra, desde la sangre de Abel el justo hasta la sangre de Zacarías hijo de Berequías, a quien matasteis entre el templo y el altar. 36De cierto os digo que todo esto vendrá sobre esta generación”.

24. La profecía y la historia encajan así como la cerradura y la llave. Dios, dejó a Flavio Josefo vivo para que escribiera la historia oscura de Israel. Él fue un testigo ocular a quien no le interesaba exagerar la ruina de su pueblo judío ni mucho menos difamar su carácter. La historia confirmó la realidad de la profecía del primer siglo.

25. Los tres ángeles de la vendimia fueron un acto de juicio que describió y presentó la gran consumación de la ira de Dios. El Mesías ya vino en juicio, les vino en el año 70 d.C. a la nación incrédula de Israel como un guerrero divino para derrotar a sus enemigos, a juzgar a sus rebeldes e inicuos judíos.

26. La dos metáforas “mies y uvas” describieron el acto judicial de Dios. La paciencia de Dios para salvación se agotó y se manifestó el gran lagar de la ira de Dios que ya se cumplió. Hoy, estamos reinando en vida y libertad sin vendimia alguna.  


Tags: Vendimia

Publicado por UniversidadUPC @ 11:45
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios