Viernes, 02 de enero de 2009
1. ¿Cuál fue el último evento que profetizó el Señor Jesús en Mateo 24:1-34 a sus discípulos en el sermón del monte antes de que dijera "no pasará esta generación hasta que todo esto acontezca? El penúltimo evento predicho por el Señor Jesús antes de su venida en el año 70 d.C. fue la gran tribulación de Mateo 24:21,29 e inmediatamente después de esa gran tribulación fue la aparición de la señal del Hijo del Hombre viniendo sobre las nubes del cielo, V:30, donde Jesús dijo en el V:34 que no pasaría esta generación hasta que todo eso aconteciera e incluyó su venida.  
2. ¿Con cuáles dos eventos antes de que pasara aquella generación, relacionó el Señor Jesús en Mateo 24:3 con su venida? La relacionó con la caída del templo del que no quedaría piedra sobre piedra y con el fin del siglo o la era predominante del judaísmo del primer siglo.
3. ¿En  qué profecía se apoyó el Señor Jesús para decirle a sus discípulos en Mateo 24:15,16 que cuando vieran en el Lugar Santo la abominación desoladora, huyeran a los montes? Se apoyó en la profecía de Daniel 9:27 y 11:31,36. Esto fue en cuanto al templo, lugar santo o santuario de los judíos. En Mateo 23:38 Jesús le dijo a los fariseos que su casa sería dejada como un desierto: sin visitantes, sin gloria, sin sacerdocio, sin funcionamiento.
4. Pero ¿Qué le dijo Jesús a sus discípulos tocante a la ciudad de Jerusalén en Lucas 21:20? Que cuando vieran a Jerusalén rodeada de ejércitos, supieran que Su destrucción había llegado. El historiador vivencial de los acontecimientos entre la guerra de los judíos contra los romanos, Flavio Josefo escribió que los habitantes de la ciudad de Jerusalén, y los sacerdotes del templo judío fueron destruidos por el comandante en jefe de las legiones romanas Tito en el año 70 d.C. confirmando así la profecía del Señor Jesús sobre el templo, los judíos y Jerusalén.
5. ¿Sobre qué cosas puso Jesús a ver a sus discípulos y a conocer antes de que pasara aquella su generación? En Mateo 24:15 cuando veías en el lugar santo la abominación desoladora. En Lucas 21:20 cuando viereis a Jerusalén rodeada de ejércitos, sabed entonces que su destrucción ha llegado. Entonces, cuando ellos vieran todas esas cosas ocurriendo, ¿Qué conocerían?
a. En Mateo 24:33 que estaba cerca a las puertas
b. En Lucas 21:28  que su redención estaba cerca
c. En Lucas 21:31 que estaba cerca el reino de Dios
d. Tanto en Mateo 24:34 como en Lucas 21:32 no pasaría esa su generación hasta que todo esto (redención y reino de Dios) para ellos aconteciera. Una generación estaba compuesta para ellos de 40 años, entonces, del año 30 cuando Jesús comenzó su ministerio público (Lucas 3:23) y cuando históricamente se cumplió la caída del templo, la matanza de los habitantes de Jerusalén y su destrucción en el año 70 d.C. pasaron 40 años. Y Jesús lo había dicho que no pasaría esa generación hasta que todo esto aconteciera: juicio e ira para los judíos incrédulos y redención y reino de Dios para los creyentes del primer siglo. ¡Jesús le cumplió a sus discípulos y nunca jamás los engañó y su venida se cumplió al pie de la letra!.
6. Del año 70 d.C. hacia hoy siglo XXI la redención quedó totalmente consumada y el reino de Dios totalmente establecido, ¿Por qué no vemos literalmente el reino de Dios establecido en la tierra a partir del año 70 d.C.? Porque en Juan 18:36 ya Jesús le estaba diciendo a Pilatos que su reino no era de aquí de este mundo. Todos los reinos de este mundo son literales, materiales, y terrenales, pero el reino de Dios no, ¿Por qué? Porque Pablo en Romanos 14:17 explicó que el reino de Dios no consiste en comida ni bebida, sino en paz, justicia y gozo en el Espíritu Santo.
7. El propósito de Dios es que desde el año 70 hacia hoy siglo XII etc, los hombres tomen conciencia de que el reinado del reino de Dios es en paz, en justicia y en gozo en el Espíritu. Esto es lo que Dios quiere en los actuales 9 mil millones de habitantes que pueblan la faz de la tierra. El reino de Dios ya vino y está reinando en la gloria de la paz, en la gloria de la justicia y en la gloria del gozo en el Espíritu. Sin estas tres glorias no hay reinado en términos espirituales.
8. Entonces, ¿A que se le llamó la segunda venida de Cristo? Estaba profetizado por Moisés en Deuteronomio 32:20 que Dios escondería su rostro de Israel. Verían su fin, debido a que son una generación perversa, hijos infieles. Lo fueron desde los días de Moisés hasta el año 70 d.C. el V::2 dice "Porque fuego se ha encendido en mi ira, y arderá hasta las profundidades del Seol…". V:29 ¡Ojalá fueran sabios, que comprendieran esto, y se dieran cuenta del fin que les espera!. V:23 Mía es la venganza y la retribución…porque el día de la aflicción está cercano, y lo que está preparado se apresura. Porque Dios juzgará a su pueblo…".
9. Y el último profeta del antiguo testamento afirmó la profecía de Moisés cuando dijo en Malaquías 4:1,3,5 "viene el día ardiente como un horno…en el día en que yo actúe". He aquí yo os envió el profeta Elías, antes que venga el día de Dios, grande y ardiente", y ese segundo Elías en ese mismo ministerio fue Juan el Bautista de quién en Mateo 11:13m14 Jesús habló. Este fue el segundo Elías que también en Mateo 37,11,12 le profetizó a los fariseos y saduceos sobre la ira venidera. Si ellos se arrepentían serían bautizados e Espíritu en el día de Pentecostés, pero si no, serían bautizados en fuego en Jerusalén, cuando se manifestará desde el cielo la ira de Dios (Romanos 1:18).
10. La venida de Cristo estaba relacionada con la ira de Dios en juicio. En Hechos 24:25 cuando el gobernador Félix, oyó a Pablo disertar acerca del juicio venidero, se espantó. Ese juicio de ira fue comparado por Jesús en Lucas 21:35,36 como un "lazo" que ata a los paganos. Les dijo a sus discípulos "Un lazo vendrá sobre todos los que habitan sobre la faz de la tierra. Velad orando para que seáis tenidos por dignos de escapar de todas estas cosas que vendrán, y de estar en pie delante del Hijo del Hombre".
11. ¿A que se le llamó la segunda venida de Cristo? Se le llamó en Malaquías 4:1,2 "día ardiente" para los malos y para los que creyentes del primer siglo "alas de salvación" y según Hebreos 9:28 "salvación" y según Lucas 21:28,31 "redención" y "reino de Dios".
12. La segunda venida de Cristo fue para darle cumplimiento a Romanos 9:22,23 a los "vasos de ira destrucción" y a los "vasos de misericordia gloria". Esta venida en juicio para los judíos malos fue por medio de instrumentos de destrucción como lo fue Tito y las legiones romanas con sus espadas. Jesús lo predijo en Lucas 21:22-24 donde dice que serían días de retribución, gran calamidad en la tierra de Judea y Jerusalén, e ira sobre el pueblo de Israel, y caerán a filo de espada, y serán llevados a todas las naciones, y Jerusalén será hollada por los gentiles.
13. Esta venida en juicio fue para darle cumplimiento a Mateo 25:33,34 y Apocalipsis 20:11,12 donde dice que el Señor se sentó en el gran trono blanco y los libros fueron abiertos y el libro de la vida y separó a las ovejas a su derecha y a los cabritos a su izquierda. Allí fue donde el Señor le dio alas de salvación a los justos y a los malos les pagó con retribución porque fueron juzgados según sus obras.
14. De este juicio era lo que Pablo esperaba que el Señor lo librara, pues dijo en 1 Tesalonicenses 5:9 "Porque no nos ha puesto Dios para ira, sino para alcanzar salvación por medio de nuestro Señor Jesucristo". ¿En qué consistió esa salvación? 1 Tesalonicenses 1:10 dice "esperar de los cielos a su Hijo, quien nos libra de la ira venidera. Esta era la esperanza bienaventurada que hablo Tito 2:13.
15. ¿Qué fue en el año 70 la venida del Hijo del Hombre? Fue como dice 2 Tesalonicenses 1:5-12 la demostración del justo juicio de Dios, para que ellos (los creyentes del primer siglo) fueran tenidos por dignos del reino de Dios, porque fue justo que Dios pagara con retribución a los que los atribularon. A los atribulados entre el año 30 y 70 la venida en juicio fue para darles reposo, y para los judíos incrédulos que atribularon para darles retribución, que fue sufrir pena de eterna perdición, excluidos de la presencia del Señor y de la gloria de su poder.
16. ¿Cómo sabemos que Cristo vino para unos en juicio y para otros en salvación? Por la señal física de la caída del templo y de la destrucción de Jerusalén que se dio en e año 70 d.C. Esta fue la señal del Hijo del Hombre donde las tribus de Israel se lamentaron. Se quedaron sin sacerdocio, sin templo, y sin ciudad santa Jerusalén.
Publicado por UniversidadUPC @ 9:37
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios